El abogado Salatiel Marrufo Alcántara renunció al directorio de Sedapal una semana después de también haber dimitido como jefe de asesores del Ministerio de Vivienda y Construcción, durante la gestión del exministro de dicho despacho Geiner Alvarado, uno de los investigados por el caso de las licitaciones fraudulentas en el que se encuentran implicados miembros de la familia presidencial.

“Estoy renunciando también. Recién hoy (he presentado mi carta de renuncia). Entiendo que eso pasa por Fonafe”, confirmó a este diario.

El 4 de agosto, Marrufo abandonó el Ministerio de Vivienda luego de que la prensa revelara que había suscrito contratos con el alcalde del distrito de Anguía, Nenil Medina Guerrero, quien ahora se encuentra detenido por requerimiento del Equipo Especial de las Fiscalías contra la Corrupción del Poder, que investiga el fraude de contrataciones de obras públicas con el mencionado municipio.

En su defensa dijo que había un “error de información” por los servicios que prestó como proveedor en Anguía el presente año. Indicó que la municipalidad le quedó debiendo seis meses y lo que le han abonado fue el pago de uno de ellos. “Hasta ahora me deben cinco meses. Mi último día de trabajo en la municipalidad fue en julio de 2021”.

Salatiel Marrufo también pertenecía al directorio de Sedapal, entidad estatal que el 23 de junio de este año le dio la buena pro a la compañía Grupo Constructor Parasol por 102,2 millones de soles para una obra pública.

La República reveló que el Grupo Constructor Parasol ganó un proyecto de 19,5 millones para la construcción de un camino en la tierra del presidente Pedro Castillo, adjudicado sin licitación por el alcalde de Anguía, Nenil Medina, el mismo que había contratado a Salatiel Marrufo.

Aunque luego Sedapal anuló la buena pro al Grupo Constructor Parasol por no presentar una adecuada Carta Fianza, quedó bajo sospecha la relación de Salatiel Marrufo con el alcalde Nenil Medina y los propietarios de la empresa.

Cuando reporteros de este diario fueron al local de la compañía en Ventanilla, encontraron un establecimiento precario en cuyo interior nadie trabajaba.

Así como el detenido alcalde Nenil Medina presenta numerosos ingresos a Palacio de Gobierno para reunirse con el jefe de Estado, Salatiel Marrufo también tuvo acceso al presidente.

Fuente La República

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

uno × 5 =

Translate »