Un total de 31 ventiladores mecánicos de la marca Puao, adquiridos el Ministerio de Salud (Minsa), fueron rechazados debido a que no cumplían con las características requeridas para atender a pacientes con COVID-19. De acuerdo con una investigación de Punto Final, la presión respiratoria requerida para estos equipos debía estar en un rango de 0 a 20, pero la empresa a la que fueron comprados los envió con una presión de un rango de 0 a 10.

Según Punto Final, IQ Medical Services, empresa a la que se le adquirieron los equipos, no ha aceptado la posición del Gobierno y asegura que las características de los mencionados ventiladores fueron aceptados por los técnicos del Minsa antes de la compra.

En documentos y correos conseguidos por el dominical se puede observar que las características de los ventiladores fueron analizadas por el ingeniero del Minsa Edward Cabrejos García, y que este remitió dicha información a la directora ejecutiva de Equipamiento de dicho ministerio, Gloria Gutierrez Nuñez, un día antes de girar la orden de compra.

No obstante, al evaluar los equipos ya recibidos el pasado 8 de mayo, los mismos técnicos del Minsa aseguraron que no se cumplían al menos 30 características requeridas.

Amalia Moreno, directora de la Autoridad para la Reconstrucción con Cambios, entidad que eligió IQ Medical Services para la compra de los equipos, precisó que podría haber sucedido un impase entre el brochure y el manual del proveedor.

“No se advirtió esta contradicción entre el brochure y el manual enviados por la empresa”, explicó.

Pese a que se insistió, el sector Salud no quiso responder a la denuncia a Punto Final.

Fuente El Comercio

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

13 − 8 =

Translate »