La obra denominada “Mejoramiento de la carretera Mochumí- Caserío Baldera – Pueblo Nuevo del distrito de Mochumí”, que fue ejecutada en agosto del 2018, por la exgestión de Humberto Acuña, se encuentra abandonada desde hace varios meses.

El proyecto estuvo a cargo de la Gerencia Regional de Infraestructura, Construcción Vivienda y Saneamiento a través del consorcio Cieza de León, el cual contaba con un presupuesto 3,360,134 soles.

El gerente general de la Municipalidad distrital de Mochumí, Segundo Quiroz Bances, indicó que la obra debió ser ejecutada en un máximo de 120 días, pero debido a las paralizaciones de la empresa contratista, no cumplieron y actualmente las labores se detuvieron desde enero. “La obra tiene un 90% de avance, le falta la carpeta asfáltica. Debido al incumplimiento de plazos, el Gobierno Regional rescindió el contrato de la empresa contratista, ahora la gestión del señor Anselmo Lozano ha realizado la supervisión y según han informado concluirán el proyecto con su personal y maquinaria.

Segundo Quiroz precisó que en esta obra, la comuna solo realizó el expediente técnico. Además, comentó que en los próximos días se reiniciarán las labores.

Los pobladores de la zona manifestaron su malestar por la obra no concluida, también dijeron que hay zonas en la carretera que ya tienen aberturas y que la capa asfáltica solo maquillará la mala calidad de vía construida.

PARQUE PRINCIPAL

Otra obra que está sin concluir es la denominada “Mejoramiento del servicio de recreación pasiva en el parque principal del distrito de Mochumí”, que tiene un presupuesto de S/ 2,424 552.04 y ha sido ejecutada por la anterior gestión del exalcalde Alexander.

El gerente del distrito, precisó que la obra será entregada en los próximos días y solo faltan algunos detalles de la construcción.

Fuente Diario Correo

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

cinco × uno =

Translate »