Miriam Morales, secretaria general del Despacho Presidencial, autorizó y liquidó irregularmente una obra a favor de un contratista moqueguano. Esta noticia, que desarrollamos en Expreso en la edición del último jueves 21 de noviembre, tiene ahora nuevas luces dadas a conocer por Panorama.

La Contraloría de la República no solo ha rastreado que se recepcionó y liquidó la obra, sino que además habría sobrecostos en los equipos tecnológicos solicitados para la nueva cocina de Palacio.

“Se le identifica presunta responsabilidad administrativa y funcional a cargo de la entidad y presunta responsabilidad civil”, reza la resolución de la Contraloría.

Lo novedoso en este caso, según Panorama, es que el contratista entregó equipos cuyos costos finales tuvieron una diferencia abismal entre lo que se cotizó.

Por ejemplo, el contratista costeó s/ 9,330 soles por un procesador de alimentos. Sin embargo, la Contraloría lo ha presupuestado a s/ 2,966. De igual manera, la marmita de manguera de conexión de gas a costó s/ 25 mil soles, pero la que entregaron vale s/ 15, 300 soles. Entre lo más llamativo es la sartén volcable, cuyo precio ascendió a s/ 33,000 cuando realmente costaba s/ 8,000.

A pesar de ello, añade el informe de Contraloría, la Secretaría General de Palacio nunca revisó si los equipos instalados estaban hábiles y en perfectas condiciones.

Fuente Diario Expreso

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

17 − 3 =

Translate »