El portal IDL-Reporteros ha publicado una serie de videos del interrogatorio de Jorge Barata, ex representante de Odebrecht en el Perú, ante la Fiscalía de Brasil, en el que confiesa el pago de coimas que la empresa brasileña realizó a ex funcionarios del segundo gobierno aprista para adjudicarse la construcción del Metro de Lima.

Si bien esta información ya se conocía, es la primera vez que se muestra el registro visual de las confesiones de Barata.

En el video, el ex directivo de Odebrecht señala que, durante la licitación del tramo 1 del Metro de Lima, el ex viceministro Jorge Cuba, que ahora cumple prisión preventiva por este caso, se acercó a la constructora brasileña para transmitirle su intención de ayudarlos en la adjudicación de la obra a cambio de uno pago de US$1.4 millones.

“Ese monto fue indicado por Jorge Cuba a Carlos Nostre (subordinado de Barata), él me lo informó y yo lo autoricé”, dice Barata.

Sobre el tramo 2 del Metro de Lima, obra que también fue adjudicada a Odebrecht, Barata explica que se siguió el mismo método ilícito por iniciativa de Jorge Cuba que, esta vez, exigió US$6.7 millones.

No obstante, lo que más llama la atención es que parte de la versión de Barata se contradice con lo que después le dijo a la Fiscalía peruana, según el portal.

Por ejemplo, Barata indicó que la constructora Graña y Montero, con quien Odebrecht formó un consorcio para construir el Metro de Lima, no sabía del “asunto”, en referencia a las coimas. Pero, a los fiscales del Perú les dijo lo contrario: “El resto de empresas sí tenían conocimiento, no detalles, pero sí sabían que existía el acuerdo”.

 

Translate »