La alcaldesa electa del distrito de Lobitos, María Excelina Chapilliquén Ruiz, detenida esta madrugada en la provincia de Talara, región Piura, es investigada por los presuntos delitos de colusión y aprovechamiento indebido del cargo.

María Chapilliquén es la actual jefa de Abastecimiento de la Municipalidad de Lobitos y esposa del alcalde Jaime Reque Llontop. La Fiscalía Anticorrupción de Sullana le imputa ser parte de la organización criminal “Los Lobitos”, dedicada al direccionamiento de obras.

Según la investigación fiscal, Chapilliquén habría favorecido desde el 2015 a un familiar y otras tres personas en contratos con la municipalidad por más de S/2 millones y medio.

“Aprovechando su cargo y relación sentimental, [María Chapilliquén] intervendría indirectamente en las contrataciones y adquisiciones de bienes, obras y servicios en la Municipalidad de Lobitos mediante concertación”, señala el documento fiscal al que tuvo acceso El Comercio.

De acuerdo con la fiscalía, los contratos referidos suman S/2’556.039,17. Los favorecidos serían Susi Jasmín Vite Chapilliquén, Miguel Ángel Morán Cáceres, Jorge Luis Lalupú Chirinos y Rosa María Chanduca Gonzales. Todos ellos fueron detenidos este martes por un plazo de 72 horas, mientras se evalúa la solicitud de prisión preventiva.

El Ministerio Público dio cuenta de serias irregularidades en trece servicios contratados por la Municipalidad de Lobitos que, tras ser verificados, se constató que nunca se ejecutaron.

Entre ellos se encuentra el mantenimiento de infraestructuras deportivas, viales, urbanas y en la playa del distrito. El documento fiscal también señala “indicios graves que revelan cierta posibilidad de obstaculización [de las diligencias] y ocultamiento de elementos reveladores de la comisión del delito”. Se indicó que incluso el mismo día de la verificación, y días anteriores, recién se estaban ejecutando algunos trabajos contratados.

También fueron detenidos por el mismo caso Julio César Ayala Nunura, actual jefe de la Unidad Formuladora de la Municipalidad de Lobitos; su esposa, Meliza Yohani Palacios Céspedes; y sus sobrinos Alex Michael Benavides Ayala y Karlo Alexis Ayala Pumachay.

Julio Ayala también habría usado su cargo para favorecer a sus familiares en la contratación de bienes, obras y servicios públicos por un monto de S/ 2’556.039,17.

Para precisar los vínculos y el accionar ilícito de la organización “Los Lobitos”, el Ministerio Público entrevistó a diversos funcionarios de la municipalidad, así como al actual alcalde del distrito, Jaime Reque.

Los delitos de colusión y aprovechamiento indebido del cargo (negociación incompatible) son penados hasta con seis años de cárcel efectiva. La detención de los nueve imputados fue dispuesta por el juez Carlos Muñoz Alfaro, en atención al artículo 261 del Código

Procesal Penal. La Fiscalía consideró la posibilidad de fuga u obstaculización de la justicia de parte de los investigados.

María Excelina Chapilliquén Ruiz, de 31 años, ganó las elecciones municipales del pasado 7 de octubre con el partido Somos Perú. Obtuvo 46% de votos válidos para la alcaldía distrital. En su declaración jurada ante el JNE reportó un ingreso anual de S/ 23.400. Posee un terreno en Lobitos y una motocicleta valorizada en S/ 3.500.

Fuente El Comercio

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

veinte − 3 =

Translate »