“Es un gobierno que está perjudicando a la población de Huánuco, la mayoría de obras están paralizadas, sin embargo aparecemos como el segundo a nivel nacional con mayor gasto público. Se han pagado por servicios aún no ejecutados y se suscriben contratos sin respetar las normas”, manifiesta el vicegobernador de la región Huánuco, Erasmo Fernández Sixto, respecto a la gestión del gobernador Juan Alvarado Cornelio.

El vicegobernador refiere que Alvarado Cornelio le pidió que lo acompañe en la lista de Acción Popular para darle soporte técnico en su condición de ingeniero civil, pero que la administración dio un vuelco que no esperaba y se vio obligado a acudir a la Procuraduría Especializada en Delitos de Corrupción.

“Denuncié porque vi indicios de direccionamientos y favorecimientos. La gente sabe que el gobernador no lo hace con sus empresas pero utiliza otras”, refiere.

Fernández Sixto solicitó a la Procuraduría que intervenga e investigue cuatro obras: Mejoramiento de transitabilidad de una carretera departamental en el tramo II Aeropuerto Conchumayo-Churubamba, Adquisición de computadoras, Mantenimiento de una carretera departamental en el tramo Puente Cullunay-Pinra y Mejoramiento de los servicios del Centro de Salud Castillo Grande.

Sobre estas denuncias, la procuradora Kruspskaia Beraún Aguijare informó que su despacho hizo la evaluación respectiva y ya fueron remitidas al Ministerio Público para que hagan la investigación correspondiente.

“En el transcurso de los días deben emitir un pronunciamiento, todavía no nos han notificado”, dijo hace unos días.

El vicegobernador Erasmo Fernández sostiene que el Gobierno Regional de Huánuco no lo dirige Juan Alvarado sino sus hijos que son empresarios y siempre están a la sombra. “Ellos participan en las licitaciones a través de otras empresas”, anota.

Y agrega que la autoridad regional también está siendo investigada por lavado de activos.

“La Fiscalía ha pedido intervención de Inteligencia Financiera y que se haga una investigación de todas las obras ejecutadas por él y sus hijos desde el año 2010 como empresarios. Ojalá que esto marche”, manifiesta.

Erasmo Fernández lamenta que Juan Alvarado se niegue a darle audiencia para discutir sobre inversión pública y programación de obras. La República llamó en varias oportunidades al gobernador regional sobre este caso pero no hubo respuesta.

Fuente La República

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

7 − 2 =

Translate »