El concejo provincial de Chiclayo aprobó por mayoría que la municipalidad ejecute una contratación directa para la adquisición de insumos del Programa Vaso de Leche.

Los retrasos en este proceso han motivado a los regidores de minoría a solicitar la intervención del Órgano de Control Institucional (0CI).

DETALLES. A través de una sesión virtual, los regidores de la Municipalidad Provincial de Chiclayo (MPCh) debatieron ayer el pedido de abastecer el programa “Vaso de Leche” mediante una contratación directa.

Tal como había informado Correo, la gerencia de Desarrollo Social y Promoción de la Familia del municipio presentaría esta propuesta ante el concejo luego de haberse declarado la nulidad del proceso de contratación hasta en 4 ocasiones.

Finalmente, el pedido fue aprobado con once votos a favor, solo uno en contra (del regidor Randy Vegas Díaz) y el voto en abstención de los regidores Percy Espinoza Gonzáles, Andres Puell Varas y Jony Piana Ramírez.

Previo a la sesión, estos tres últimos concejales suscribieron un documento dirigido a la jefa de OCI de la municipalidad, para solicitar que realice un servicio de control sobre los procesos de contratación que se han seguido hasta ahora para el programa “Vaso de Leche”.

En el documento, los regidores precisaron que la MPCh extendió el contrato del 2019 para proveer insumos a este programa hasta abril de este año.

Pero luego de ello, se aprobó una declaratoria de desabastecimiento inminente y la municipalidad generó un nuevo contrato para el período mayo-julio.

En efecto, según información publicada en el Sistema Electrónico de Contrataciones del Estado (Seace), la MPCh contrató a la empresa Facoimpec EIRL y al contratista Tulio Vásquez Montenegro para la compra de 37,053 kilos de hojuelas precocidas y 178,749 litros de leche fresca de vaca, respectivamente.

Cabe recordar que el empresario Tulio Vásquez ya había ganado otras contrataciones con la MPCh para proveerle el mismo insumo (leche fresca) pese a ser el sobrino del regidor oficialista Carlos Montenegro Gonzáles.

Sin embargo, a mediados de julio, el funcionario que estaba a cargo de la subgerencia de Asistencia Social y Alimentaria renunció advirtiendo inconsistencias en la contratación para el programa Vaso de Leche.

Para el regidor Jony Piana, toda esta situación podría dar indicios de un mecanismo usado en la municipalidad para provocar el desabastecimiento inminente del programa. Por estos hechos, considera que existe responsabilidad administrativa de los funcionarios a cargo.

El regidor también recordó que en una anterior sesión, el concejo aprobó con el voto de la mayoría oficialista una serie de compras fraccionadas que ya había ejecutado la MPCh 40 días antes para contar con equipos de protección personal.

“Se habían fraccionado las compras en tres partes y luego se unificaron como si hubiera sido una sola compra, con el acuerdo de consejo. “, explicó.

Fuente Diario Correo

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

diecinueve − 14 =

Translate »