El ordenar y optimizar el servicio de transporte público en Trujillo es una tarea que no ha podido concretarse por parte de los últimos alcaldes provinciales, a pesar de que se ha gastado y se continúa desembolsándose dinero para pagar las consultorías a empresas “especializadas”, con el fin de diseñar el Sistema Integrado de Transporte de Trujillo (SITT).

MILES DE SOLES. Los estudios para lograr este ordenamiento en el transporte no son recientes. De acuerdo con la información a la que ha tenido acceso Correo, la primera consultoría se realizó el 2004.

La Municipalidad Provincial de Trujillo (MPT) contrató a la empresa ALG, para que realice encuestas a la población a fin de conocer, entre otros puntos, las frecuencias con las que los trujillanos usan el transporte público. Por este trabajo se pagó 250 mil dólares.

Después de este estudio, se volvió a realizar otra consultoría que estuvo a cargo de una empresa uruguaya y otra limeña. A este consorcio se le pagó 240 mil dólares.

GESTIÓN ACUÑA. Pero eso no quedó ahí. En el 2014, durante el último año de gestión de César Acuña Peralta, se dio la buena pro y el contrato a al Consorcio Metropolitano Trujillo, integrado por las empresas Project Management Perú SAC y Sena Ingenieros SAC.

Este consorcio tenía la tarea de elaborar el diseño del denominado Proyecto Integrado de Transporte Público Urbano de Personas de Trujillo, o SITT. Por este trabajo se pagó S/800 mil. Sin embargo, ya durante la gestión de Elidio Espinoza Quispe, el exgerente del Transporte Metropolitano de Trujillo (TMT), Francisco Huerta Benites, observó este diseño y señaló que supuestamente no se hizo un buen trabajo de campo y que se habría sobrecargado a unas rutas, mientras que otras llevan por donde no habrá ni usuarios.

PIDEN APROBACIÓN. Ahora bien, este diseño observado será expuesto hoy por el actual gerente del TMT, Carlos Cipriano, en sesión de concejo edil para su aprobación; pero algunos regidores ya han anunciado que votarán en contra porque ninguna de las observaciones se habrían levantado.

Es el caso de la regidora Esperanza Yarlaqué Saldaña, quien recordó que el anterior gerente del TMT, Francisco Huerta, envió a Osce un expediente para su revisión y observación ante los vicios e irregularidades. “Los técnicos de ese entonces declararon improcedente el estudio, por no haber cumplido con los términos de referencia”, recordó la concejal.

Yarlequé sostiene que el diseño está basado en estudios anteriores (consultorías). “Han hecho un copia y pega y eso no lo aprobaremos. Se ha gastado mucho dinero y lo único que se ha conseguido es un desorden”, añadió.

El regidor Edward Berrocal Gamarra también adelantó que votará en contra de este diseño, debido a las observaciones de exfuncionarios, quienes han advertido que no hubo trabajo de campo adecuado para el plan de rutas. “Esto no satisfacen las necesidades y las demandas del servicio en diversos sectores de la población”, resaltó.

Si es que no se aprueba el diseño de rutas, el contrato de concesión para el sistema de recaudo electrónico se cae y la empresa concesionaria podría ir a un arbitraje, lo que generaría un grave perjuicio económico para la MPT.

Fuente Diario Correo

Translate »