Las obras en el complejo deportivo Mochica Chimú, en Trujillo , están paralizadas y abandonadas desde hace cuatro años.

Según “Canal N”, las obras fueron un proyecto para los Juegos Bolivarianos 2013, pero se paralizaron en 2014 y solo se avanzó un 58% debido a que la constructora Málaga exigía más dinero. La concesionaria indicó que el incremento respondía a que había tenido que hacer algunos trabajos adicionales.

Incluso, en una sesión de concejo realizada en la Municipalidad de Trujillo el miércoles, se informó que la comuna ha perdido un arbitraje y ahora tiene que pagar S/ 11 millones más a la empresa constructora que no terminó la obra.

Inicialmente, la obra estuvo valorizada en S/ 103 millones. Se pagó más de S/ 90 millones, pero este arbitraje ordenó que la comuna de Trujillo le pague a la constructora S/ 11 millones más.

La Municipalidad de Trujillo está responsabilizando de este perjuicio económico a la anterior gestión, la de César Acuña Peralta.

Fuente Perú21

Translate »