Al alcalde de la Municipalidad Provincial de Chiclayo, Marcos Gasco Arrobas, le quedan solo tres meses para terminar su gestión y acaba de sumar una nueva investigación fiscal. Esta vez, la pesquisa alcanza también a Víctor Manuel Mondragón Villalobos, gerente general de la Empresa Prestadora de Servicios de Saneamiento de Lambayeque (Epsel).

Ambos funcionarios son investigados por los presuntos delitos de exposición o abandono peligroso, omisión, rehusamiento o demora de actos funcionales en agravio del Estado. Además, han sido citados por presuntas irregularidades en la ejecución de trabajos de mejoramiento de las aceras y pistas en la cuadra 9 de la calle La Florida de la urbanización San Eduardo.

La República accedió a la disposición n.° 1, de la carpeta fiscal n.° 4551-2022, emitida por el fiscal provincial Victor Pinillo Padilla, de la Primera Fiscalía Provincial Corporativa de Chiclayo. La indagación incluye Raúl Olano Guevara, Carlos Mendoza Medina y los que resulten responsables de Epsel.

La investigación fiscal se basa en una denuncia ciudadana sobre la existencia de constantes aniegos de aguas servidas en la calle Florida producto de la ejecución de trabajos. Esta situación, de acuerdo a la versión del poblador Jorge Chávez Pita, produce contaminación en el medio ambiente y expone a los vecinos a contraer enfermedades.

El ciudadano denunciante también precisó que a inicio de agosto de 2022 firmaron un acta con representantes de la MPCH, Epsel, magistrados del Ministerio Público y personal de la empresa supervisora de la obra para acordar la evacuación de aguas servidas. A pesar de que se firmó el referido acuerdo, y que participó la Defensoría de Pueblo, la situación no cambió.

“(…) se acordó que en un plazo de 72 horas se tenía que evacuar las aguas servidas, lo cual hasta la fecha sigue sin suceder. (El sistema de saneamiento) sigue colapsando y exponiendo al vecindario a contraer diversas enfermedades infectocontagiosas difíciles de curar. A pesar del tiempo transcurrido y el colapso de las aguas servidas, las mencionadas autoridades mencionadas no han hecho nada por erradicar y culminar con la obra”, se lee en la disposición fiscal a base de la denuncia presentada por Chávez Pita.

En la misma resolución fiscal, se ha considerado que el denunciante advirtió que la problemática en la urbanización San Eduardo es el resultado del incorrecto manejo y control de las actuaciones de Marcos Gasco, así como la vulneración a los protocolos contra la COVID-19.

Fuente La República

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

15 + 12 =

Translate »